Su sabor y su aroma son una explosión de matices. Toda una obra de arte gastronómica esta combinación entre suavidad y elegancia.